Seleccionar página

Las gafas, de signo de debilidad a objeto fashion

Las gafas se han impuesto como una forma de decorar el rostro para identificar y transmitir cómo es cada persona que lleva gafas.

Lo escondíamos, nos daba vergüenza ser el chico/a de las gafas, siempre ha sido como una de las peores coses que podían pasarte cuando tenías esa temprana edad e ibas a la escuela. Este elemento no era nada nuevo, en su forma más primitiva, ya que cabe destacar que las gafas llevan un milenio existiendo. El principio de su existencia fue un vidrio más o menos pulido que se apoyaba en las páginas; aunque cabe destacar que hablamos del año 1300. Más tarde, en Italia a alguien se le ocurrió ponerle como una especie de armazón para acercarlo al ojo, de manera que inventó los anteojos. Una vez creado el aparato, funcionó; pero nunca terminó de popularizarse hasta dos siglos más tarde, cuando llegó la invención de la imprenta y muchos más pudieron leer.

El éxito duró, dura y durará. Las gafas han sido una invención que siempre han conservado la misma esencia, es decir, siguen siendo iguales que tiempo atrás. Hay que destacar que, las gafas durante muchísimo tiempo han sido usadas como signo de debilidad, ya que las usaban los que no veían bien, los inteligentes… Las gafas eran un elemento relacionado a las personas más débiles, tristes, tímidos o aquellas personas demasiado serias, además se llevaban con la máxima discreción posible.

No fue hasta dentro de unos años cuando se cambiaron los materiales que la gente empezó a percibir las gafas como un elemento diferente al significado que siempre había estado relacionado. Un día cualquiera a un desconocido se le ocurrió hacer de la necesidad una virtud. Esto quiere decir que empezó a fabricar gafas muy notorias. Gafas caprichosas,coloridas, retorcidas, gafas llamativas; de manera que todas estas gafas dejaron de ser estigma para volverse una virtud, empezaron a ser como un escudo refulgente.

Actualmente se podría decir que, las gafas se han impuesto como un objeto fashion, una nueva manera de decorar la cara y hablar de quién es uno mismo.

La mirada es un punto fuerte que se ha impuesto en nuestra civilización. Ahora mismo ya se puede decir que ya son muy pocas las cosas que hacemos con los ojos cerrados; nos pasamos la vida observando todo. Dos tercios de los adultos hoy en día necesitan alguna corrección para sus ojos y la cantidad sigue aumentado, gracias a pantallas y leds.

A causa del exceso uso de pantallas lo único que generamos los humanos es la generación de fabricación de gafas, ya que tendríamos que ser mucho más conscientes sobre la todos los problemas que conlleva no cuidar la visión de cada uno.

Encuentra todas nuestras gafas en:

www.didizabas.com